Concesionario Aston Martin Alicante Valencia

Lo que Aston Martin lleva a Ginebra es un prototipo en su última fase de desarrollo, pendiente todavía de las pruebas de fiabilidad y prestaciones pero con su diseño, mecánica y carácter claramente definido...

Automoviles M. Lillo C.B.  
965116902
Orihuela 80
Alacant, Valencia

Esta Información es Proveída por
Comercial Y Talleres Reparaciones Automoviles S.A.  
965106646
Mare Nostrum 
Alacant, Valencia

Esta Información es Proveída por
Electrorecambios Alicante S.L.L.  
965283776
Estrella Polar 25
Alacant, Valencia

Esta Información es Proveída por
Taller Mascarell Autos S.L.U. Aaiun, 17 Bajo  
965246062
Aaiun 17
Alacant, Valencia

Esta Información es Proveída por
Espla Garcia Francisco
965289120
Ocaña 28
Alacant, Valencia

Esta Información es Proveída por
Mascarell Autos S.L.  
965246062
Aaiun 17
Alacant, Valencia

Esta Información es Proveída por
Desguaces Monteagudo S.L.  
965111929
Ctra. Madrid Km. 0004,0
Alacant, Valencia

Esta Información es Proveída por
Eurowagen Alicantina S.A.  
965107007
Ctra. Madrid 14
Alacant, Valencia

Esta Información es Proveída por
Automoviles Enrique S.L.  
965202725
Pintor Zuloaga 5
Alacant, Valencia

Esta Información es Proveída por
Automoviles Espla Sl  
965286282
Ocaña 26
Alacant, Valencia

Esta Información es Proveída por
Esta Información es Proveída por

Aston Martin One-77

Proveído Por:

Fabricado a mano, los paneles de aluminio que componen su carrocería han sido moldeados delicadamente por los mejores chapistas artesanos del reino, nada que ver con los que trabajan en los talleres de chapa para sacar bollos mal pagados por las compañías de seguros. Su forma agresiva y un punto excesiva está inspirada en los bólidos del DTM (campeonato alemán de turismos) como no duda en afirmar Chris Porritt, responsable del proyecto One-77. Bajo tan estimulante traje se esconde una estructura a la altura: un bastidor monocasco de fibra de carbono que proporcionará rigidez sin límites para lidiar con la furia del motor de doce cilindros y 7.3 litros de cilindrada.

El propulsor encuentra sus raíces en el bloque V12 de seis litros empleado en el DB9, pero muy evolucionado y dotado de sistema de lubricación por cárter seco que permite bajar la posición del motor 100 milímetros, para acercar al suelo el centro de gravedad. En su desarrollo Cosworth ha cooperado con Aston Martín, y entre ambos han logrado extraer más potencia y reducir al mismo tiempo el peso en un 25% respecto a sus compañeros de marca. Esta bestia con más de 700 caballos se ha situado lo más retrasada que ha sido posible para centrar las masas y evitar en lo posible desequilibrios entre ambos ejes en las fases de transferencia de cargas. La caja de cambios manual robotizada de seis velocidades cuenta con levas detrás del volante y no es realmente nueva, si no como en el caso del motor se trata de una evolución de la que se ofrece en el resto de la gama pero adaptada al incremento de potencia y par.

En cuanto a las suspensiones, dispone de una configuración típica de los súper deportivos de pura raza y derivada de los bólidos específicamente diseñados para las carreras: paralelogramos deformables en ambos ejes y amortiguadores horizontales... está claro que el equipaje y la habitabilidad no han sido determinantes en el diseño del One-77. Los amortiguadores son completamente ajustables mediante unas sofisticadas válvulas (Dynamic Suspension Spool Valve: DSSV) derivadas de la competición y que permiten regularlos en extensión, compresión y rebote sin desmontar. En cualquier caso, y como el cliente siempre tiene la razón -especialmente en casos como este- los ingenieros de la marca dispondrán en cada coche los reglajes que más se ajusten a los gustos de su afortunado propietario. Por supuesto para los frenos se recurre al carbono y para trasmitir la potencia al suelo a unos eficaces y específicos Pirelli P Zero Corsa en medidas 255/35 ZR20 delante y 335/30 ZR20 detrás.

Todo un producto para impresionar, seguramente salido de las mentes del departamento de marketing para ganar portadas y notoriedad; y es que aspecto y números no le faltan. Ahora habrá que ver cómo se porta el motor derivado del DB9 (del que todavía no saben la potencia exacta), el cambio derivado también del DB9 y el nuevo chasis. Por el momento el coche mostrado en Ginebra es el “Number one chassis”, y está pendiente todavía de empezar la fase de pruebas de fiabilidad y prestaciones. En el comunicado de prensa no dudan que el Aston Martin One-77 es una máquina capaz de conquistar el Nordschleife de Nurburgring... ¡Tiembla Porsche!

Haga click aquí para leer más artículos de Car and Driver